Keylor Ter Stegen Courtois
Triple candado
27 octubre, 2018
Bale Real Madrid
Un balazo en el Camp Nou
27 octubre, 2018

El pistolero solitario

Con Leo Messi en la enfermería, Luis Suárez cargará con toda la responsabilidad goleadora del Barça ante el Real Madrid, rival que se le da especialmente bien

Solo ante el gol. Así llega Luis Suárez al Clásico ante el Real Madrid. Lejos quedan los tiempos en los que compartía tridente con Leo Messi y Neymar, cuando probablemente todo era mucho más sencillo para el punta uruguayo. A la falta de socios en ataque se suman las dudas en torno a su estado de forma. A sus 31 años, es evidente que el ‘9’ no cuenta con la explosividad de hace tres temporadas, cuando se hizo acreedor de la Bota de Oro con 40 dianas. Muy distinto está siendo su rendimiento en este curso liguero con cuatro tantos en nueve partidos, dos de ellos de penalti. Pese a que registra un número de remates similar al de las últimas campañas (promedia 3,6 por partido), su falta de acierto se está saldando con un gol cada ocho disparos.

El Suárez asistente

Las molestias que ha venido arrastrando en la rodilla derecha son una señal más de que el Barça debe cuidarlo. Con Paco Alcácer en el Borussia Dortmund y con Munir a un nivel muy discreto, Ernesto Valverde no dispone de otra alternativa en la posición de delantero centro. Sin embargo, en defensa del charrúa hay que decir que su aportación no se limita exclusivamente a los goles. Y es que a muchos sorprenderá comprobar que el futbolista nacido en Salto es el que más asistencias ha firmado en LaLiga durante los últimos años. Desde la temporada 2015-16, ha dado 45 pases de gol, cifra con la que incluso supera a su compañero Messi (42) como perseguidor más cercano. Suárez es algo más que gol, pero las preocupaciones del conjunto azulgrana son las que son de cara al Clásico. Con Messi lesionado, los culés pierden a su máximo goleador en lo que va de campeonato liguero con siete tantos. Ni Philippe Coutinho ni Ousmane Dembélé, pese a sumar tres dianas cada uno, son jugadores que están en disposición de cubrir semejante vacío. Por tanto, todos los focos apuntan al uruguayo como principal responsable del cometido del gol.

‘On fire’ en el Clásico

El propio atacante fue el primero que en su momento dio un toque de atención a todo el vestuario en relación a la dependencia que hay de Messi. “No podemos depender de Messi para arreglar las cosas. Tenemos jugadores que han rendido mucho en otros clubes, que son muy buenos, y no podemos depender siempre del mejor del mundo”, señaló tras empatar un encuentro ante el Athletic en el que el argentino partió como suplente. Al Barça le queda la esperanza de que el charrúa suele estar inspirado en los duelos contra el Real Madrid, ante el que ha marcado seis goles y dado tres asistencias en diez enfrentamientos. De hecho, fue él quien se encargó de inaugurar el marcador en cada uno de los dos Clásicos de la temporada pasada en LaLiga, curiosamente con asistencia de Sergi Roberto desde la banda derecha en ambas acciones. Socios de lujo como el canterano es lo que demandará en el próximo choque ante el eterno rival.