Godin Fernando Torres Gabi Atletico

El último servicio de la vieja guardia

La Europa League puede convertirse en el último título que conquisten juntos los cuatro viejos jinetes que han acompañado a Simeone durante toda su etapa en el banquillo del Atlético. Son de los pocos supervivientes de la final ganada en Bucarest en 2012

 

Gabi

A sus 34 años, el capitán ya no es indiscutible en las alineaciones del Cholo, pero todo apunta a que sus galones saldrán a relucir en Lyon y que el técnico argentino partirá de inicio con su hombre de máxima confianza. “La Europa League es una mierda”, dijo en caliente tras verse prácticamente fuera de la Champions hace unos meses, un pensamiento que habrá cambiado por completo al verse tan cerca de levantar su sexto título como rojiblanco. “La realidad es que llevamos mucho tiempo sin ganar, llegamos a finales pero no las hemos ganado. Este equipo necesita ganar, volver a hacerlo, sentirse en la élite. Ganar para que otros jugadores quieran venir y para que los que están se quieran quedar”, señaló en estos días previos a la final.

 

Godín

Otro de los grandes líderes del Atlético y autor de grandes gestas como el cabezazo que dio a los colchoneros la Liga de 2014. A sus 32 años, el tiempo no pasa en balde, pero ha demostrado que sigue siendo indispensable para las citas importantes. En los dos partidos de la eliminatoria contra el Arsenal volvió a rendir a un nivel sólo al alcance de uno de los mejores centrales del mundo. “Estamos motivados por el hecho de jugar esta final, es un título importante para el club. La experiencia que nos da jugar finales, y contra otros que eran favoritos y haberlos ganado, nos indica que son partidos diferentes y que sólo sirve lo que hagas. Son partidos con muchas emociones, con muchos detalles. Hay que hablar en el campo y hacer las cosas de la mejor forma”, afirmó el uruguayo sobre la cita que espera en Lyon.

 

Filipe

Un lateral izquierdo irrepetible por su calidad. Su grave lesión en el partido de vuelta contra el Lokomotiv de Moscú truncó su campaña, aunque ha conseguido recuperarse de forma milagrosa en 52 días de la fractura que sufrió en el peroné. Pese a todo, los colchoneros han sido capaces de seguir adelante sin el brasileño y todo apunta a que verá la final desde el banquillo al estar todavía falto del ritmo que exige un partido de estas características. “Mucha gente cree que es nuestra obligación estar ahí, en la final, por la eliminación de Champions que sufrimos. Pero sé lo complicado que ha sido: me dejé mi pierna de por medio en un partido sin tener que hacerlo. Vamos a intentar ganarla porque es muy bonito poder levantar un trofeo con el Atlético”, indicó.

 

Juanfran

Un rojiblanco de adopción al que Simeone le cambió la vida desde su llegada al banquillo hace seis años. A partir de entonces, se convirtió en un fijo en el lateral derecho y en pieza indispensable de todos los éxitos cosechados por el club. También ha tenido momentos difíciles como la final perdida en Milán, aunque fue en esas cuando más demostró su amor por los colores y se ganó el cariño de los suyos. Se perdió los últimos duelos por una lesión muscular, pero su experiencia es un grado de cara a una final y el Cholo puede tenerlo muy en cuenta. El Atlético también quiere ganar esta Europa League por el de Crevillente, para premiar tantas lecciones de sacrificio y pundonor.