Griezmann Atleti

El Barça se protege contra las amenazas del Atlético por el fichaje de Griezmann

El Barça tiene todo bien atado para fichar a Antoine Griezmann sin posibles consecuencias. En el comunicado publicado el pasado martes, Miguel Ángel Gil Marín amenazó con denunciar a la entidad blaugrana en caso de confirmarse el pago de la cláusula del jugador, que pasará de los 200 a los 100 millones de euros a partir del 1 de julio. “También le dije en su momento que para el supuesto de que el jugador ejerza su derecho de rescisión como consecuencia de la presión ejercida durante toda esta temporada, el Atlético de Madrid exigirá al Barcelona ante las instancias correspondientes las indemnizaciones que correspondan por su conducta inadecuada“, señaló el máximo accionista. Sin embargo, los servicios jurídicos del club azulgrana ya han tanteado ese terreno.

Según publica el diario El País, los abogados del Barça han llegado a la conclusión de que no existe ningún peligro jurídico por ejecutar la compra del futbolista francés. Aunque el reglamento de la FIFA prohibe que los clubes negocien con jugadores con contrato en vigor (en el Barça ya han reconocido públicamente que han existido conversaciones con Griezmann), el organismo no tendría competencias para intervenir en un movimiento entre dos clubes de la misma asociación, ya que su reglamento se remite únicamente a traspasos internacionales. Aunque la normativa de la RFEF también recoge la misma prohibición, el valor jurídico de las cláusulas de rescisión, amparadas por un Real Decreto Rey, deja sin efecto el reglamento federativo.