Olympique de Marsella

Las 7 claves del Olympique de Marsella

1- Pedigrí histórico

El Marsella afronta esta final de la Europa League como una gran oportunidad para reverdecer viejos laureles. Aunque actualmente vive a la sombra del PSG en Francia, sigue presumiendo de ser el mejor club de su país en el apartado histórico. Es el único que ha sido capaz de conquistar la Champions (la de la temporada 1992-93) y el que más finales europeas ha disputado desde 1956, un total de cinco con ésta. Venido a menos durante los últimos años, su último título data de 2012, cuando conquistó la Copa de la Liga.

 

2- El artífice del milagro

Hace apenas un año, lo último que hubieran imaginado los aficionados marselleses era ver a su equipo disputando la final de toda una Europa League. La excelente labor del técnico Rudi García (secundado por Andoni Zubizarreta en la dirección deportiva) es la principal razón por la que el Olympique ha conseguido escapar de la mediocridad. A través de un esquema 4-2-3-1, el conjunto francés ha encontrado el equilibrio para competir al máximo nivel. Un entrenador que ya demostró su valía en el Lille, con el que conquistó un histórico doblete en 2011.

 

3- Instinto de supervivencia

Hay que resaltar el largo camino emprendido por el Marsella en esta competición, la cual comenzó nada menos que en julio superando dos rondas previas ante KV Oostende (4-2 y 0-0) y Domžale (1-1 y 3-0). En fase de grupos, los de Rudi García sufrieron para ser segundos compitiendo contra Salzburgo, Konyaspor y Vitória Guimarães. La dura travesía continuó con cuatro eliminatorias superadas frente a Sporting de Braga (3-0 y 1-0), Athletic (3-1 y 1-2), RB Leipzig (1-0 y 5-2) y, de nuevo, Salzburgo (2-0 y 2-1 con gol en la prórroga). Si han llegado hasta aquí, son capaces de todo.

 

4- Importante mejoría defensiva

No es la retaguardia el punto más fuerte del equipo galo, aunque sí ha mostrado una evolución que ha sido fundamental para plantarse en Lyon. Adil Rami (quien ya ganó esta competición tres veces con el Sevilla) y Luiz Gustavo (gran temporada la suya) conforman una dupla de centrales experimentados. En la derecha, Bouna Sarr, extremo reconvertido, destaca como el jugador que más duelos individuales ha ganado en toda la Europa League. El flanco izquierdo es para Jordan Amavi, lateral de clara vocación ofensiva.

 

5- La incógnita en el medio

“Dime quién es tu mediocentro y te diré cómo juegas”. Habrá que ver cómo responde Rudi García a esta pregunta con su once para la final. Para ocupar el doble pivote dispone de dos futbolistas talentosos como Morgan Sanson y Maxime López. Si ambos son titulares, como ya sucedió en los dos partidos de semifinales, la intención no será otra que llevar la iniciativa a través del balón. En caso de querer adaptarse al Atlético, cuenta con un mediocentro de gran poderío físico, el camerunés André Zambo Anguissa.

 

6- Lo que les hace buenos

Si hay que buscar lo que distingue a un finalista europeo de un equipo vulgar, en el caso del Marsella está en zona de tres cuartos. En la mediapunta, Dimitri Payet ha recuperado el brillante nivel con el que deslumbró en el West Ham y en la pasada Eurocopa. De hecho, es el jugador que más ocasiones genera de las grandes ligas europeas. En la derecha, destaca la explosión de Florian Thauvin con 26 goles y 18 asistencias en 52 partidos entre todas las competiciones. Tampoco hay que desmerecer los 16 tantos de Lucas Ocampos, habitual extremo izquierdo.

 

7- La pelea por el ‘9’

El Olympique no cuenta con una referencia ofensiva de primer nivel, pero sí dispone de dos buenos delanteros que compiten entre ellos para jugar en punta. Por un lado, Valère Germain, quien entre todos los torneos suma 18 dianas. El ex de Niza y Mónaco es un atacante de buenos movimientos que castiga la espalda de los defensas. La alternativa es Konstantinos Mitroglou, quien llegó como fichaje estrella y fue muy criticado a mitad de curso por su pobre rendimiento. Desde entonces, ha ido a más hasta alcanzar los 12 goles.