Guardiola vs doctor Bayern

El doctor del Bayern desenmascara a Guardiola: “Tiene miedo de perder poder y autoridad”

Hans-Wilhelm Müller-Wohlfahrt, médico del Bayern de Múnich y que en su día tuvo que abandonar el cargo por discrepancias con Pep Guardiola, ha relatado la historia de su duro desencuentro con el entrenador catalán en su autobiografía, de la que el diario Bild ha publicado un adelanto. Estas son algunas de las duras palabras que le dedica al actual entrenador del Manchester City.

“Con Guardiola, el clima cambió en el Bayern y se hizo cada vez más claro que no confiaba en mí ni en mi equipo. Por un lado, no se interesaba por cuestiones médicas, pero luego exigía que realizáramos milagros. El primer día estuvo bien, el segundo también, pero en el tercero…”

“El Bayern siempre estuvo entre los clubes con menos lesiones. Pero vino Guardiola. Y justo en la primera temporada tuvimos muchas más lesiones musculares que en la exitosa 2012/13. Y él lo sabía todo mejor: cinco minutos de calentamiento rápido eran suficiente. Pero eso no podía ser bueno. Ya durante el Mundial de Clubes en Marruecos, a mitad de temporada, cualquier observador podía constatar que los jugadores del Bayern no estaban en forma“.

Me vio en el papel de un mero subordinado de quien podía deshacerse en cualquier momento. Le dije que aunque el Bayern era una cuestión de corazón, también tenía mi consulta. Pero eso no le interesaba. Al principio creyó que sería fácil prevalecer contra mí. Pero cuando se dio cuenta de lo grande que era el apoyo del equipo y del club hacia mí, solo se enojó más

“Las tensiones entre Guardiola y yo siguieron en aumento a lo largo de los meses. Cada vez que retiraba a un jugador debido a una lesión muscular, él estaba enojado. Es ridículo, podría seguir jugando, decía molesto“.

“Guardiola y yo nos sentamos en la gran mesa, donde los jugadores desayunaban, con los platos aún en ella. Iba a ser una charla, y se convirtió en un escándalo. Perdí los estribos, le grité y luego golpeé mi puño en la mesa con tanta fuerza que los platos y tazas volaron. Por primera vez en todos estos años me volví ruidoso. No podía entender como un entrenador con los mismos años de edad que los que yo llevo trabajando para el Bayern, no prestase ninguna atención a mi experiencia”.

“Creo que Guardiola es una persona con poca confianza en sí mismo y que hace todo para disimularlo. Por eso parece vivir con un miedo permanente, no a las derrotas, sino a la pérdida de poder y autoridad”.