Neymar lesión psg

El más difícil todavía del PSG

Neymar Júnior será el gran ausente de la vuelta de octavos de Champions League entre PSG y Real Madrid en el Parque de los Príncipes. Aunque la lesión del brasileño llega en el peor momento para el cuadro francés, éste cuenta con otro as bajo la manga

El PSG no sólo está obligado a levantar un adverso 3-1, sino que además tendrá que hacerlo sin su estrella. Lo peor que podría sucederle al conjunto de Unai Emery de cara a la vuelta ante el Real Madrid ocurrió en su penúltimo partido de Ligue 1 frente al Marsella. El brasileño cayó tendido en una jugada tras pisar mal con el pie derecho y fue retirado en camilla sin poder contener las lágrimas. Los peores temores para el equipo parisino se confirmaron al saberse que su estrella sufrió un esguince de tobillo y una fractura en el quinto metatarsiano, de la cual ya fue operado la semana pasada en Brasil. Con un tiempo estimado de baja de tres meses, Neymar ha priorizado llegar en perfectas condiciones al Mundial de Rusia.

¿Qué pierde el PSG sin Neymar?

El conjunto francés pierde a su futbolista más productivo en ataque, quien sumaba hasta entonces nada menos que 29 goles y 18 asistencias en 30 partidos entre todas las competiciones. Es decir, que Emery se ha quedado sin un jugador que aseguraba la generación de un tanto (ya fuera marcado por él o dado a un compañero) cada 57 minutos y que había estado implicado en el 35% de los goles marcados por su equipo a lo largo de la temporada.

Su trascendencia no es sólo una cuestión de cifras anotadoras, también de capacidad de desborde y desequilibrio con una media de 7 regates por partido, la más alta de las grandes ligas europeas. “Es un jugador muy importante para nosotros, pero los jugadores van a dar el máximo para que cuando se recupere pueda jugar más partidos en esta Champions. Le echaremos en falta pero el equipo está preparado”, afirmó el técnico del cuadro parisino tras confirmarse la baja del brasileño.

Pero está Di María

Dentro de lo malo, al PSG al menos le queda el consuelo de contar con un sustituto de lujo para su estrella, que no es otro que Ángel Di María. Así lo indican también sus números, con 16 goles y 15 asistencias en 2.117 minutos disputados entre todas las competiciones. El ex del Real Madrid no anda muy lejos de las cifras de Neymar, pues interviene en un gol de los suyos prácticamente cada 68 minutos. “Es bueno para el equipo, ya que puede jugar en la izquierda, por la derecha… En la derecha, Ángel puede entrar con su zurda y es una buena opción para jugar a pie cambiado, ya que podríamos hacer lo mismo con Mbappé en la otra banda. Veremos”, señala Emery sobre el argentino.

Además de demostrar que sigue atesorando una calidad extraordinaria, Di María llega hipermotivado al choque frente a sus ex tras no poder disfrutar de minutos en la ida del cruce. Hay que recordar cómo abandonó el Real Madrid en 2014, tras ser el mejor en la final de Lisboa y con un último detalle del club blanco que el Fideo tiene grabado a fuego en su memoria: “Recibí una carta del Real Madrid el mismo día de la final de la Copa del Mundo. Me tomé la molestia de leerla, y luego la rompí. La carta decía que la selección argentina tenía que encargarse de lo que pudiera pasarme en caso de que estuviera alineado en la final. No necesito recordar esta carta para estar motivado en contra de ellos. Jugar contra el Real Madrid ya es una motivación en sí misma”. El argentino tendrá la oportunidad de vengarse a lo grande.