Keylor Navas se pone en entredicho

Hasta cuando no se merece perder, como fue el caso del Real Madrid en el Pizjuán, hay jugadores señalados. Esta vez el debate se instaura en la portería, donde Keylor Navas completó otra irregular actuación. El fallo más evidente llegó en un momento clave, el disparo de Jovetic que dio la victoria al Sevilla. El tico no estuvo bien colocado para achicar ni empleó la mano con la suficiente firmeza para repeler el balón. Su buena intervención ante Ben Yedder con 0-0 en el marcador quedó en agua de borrajas.

Keylor Navas ha encajado 21 goles en 18 partidos disputados

Lejos queda el nivel exhibido por Keylor la temporada pasada, cuando lo habitual era que fuese el salvador. La lesión en el tendón de Aquiles de la que fue operado el pasado verano ha marcado un punto de inflexión en su rendimiento, pues desde su regreso no ha vuelto a ser el mismo. Lo ocurrido en Sevilla no es sino la confirmación de lo que se sospechaba a raíz de sus actuaciones en Dortmund, Varsovia y en la final del Mundial de Clubes, encuentros en los que también concedió demasiadas facilidades. Los números corroboran esta hipótesis, ya que los 21 goles encajados en 18 partidos contrastan con los 13 tantos que había encajado a estas alturas del curso pasado, con 17 encuentros disputados.

El debate sobre la titularidad

Como no podía ser de otro modo, la alternativa de Kiko Casilla cobra fuerza para la titularidad. Sus buenas actuaciones y la seguridad que transmite cuando dispone de minutos no pasan inadvertidas en este momento. Aunque Zidane siempre se ha mostrado firme en su apuesta por Keylor, su titularidad nunca había estado tan en entredicho. El francés, que no se caracteriza por ser reticente a los cambios en sus alineaciones, dará el veredicto próximamente.