PSG Real Madrid celebración gol Casemiro

Victoria, baño y a cuartos

El Real Madrid logró la clasificación para los cuartos de final de Champions tras vencer por 1-2 al PSG. El conjunto francés no sólo se quedó sin remontada, sino que además se llevó un baño con el que quedó patente lo lejos que continúa del objetivo de su ambicioso proyecto, esa Copa de Europa donde los blancos volvieron a demostrar que llevan la voz cantante. Vencieron e incluso pudieron golear con hasta tres disparos a la madera.

Se antojaba clave para los de Zinedine Zidane contener el arreón inicial del cuadro capitalino. Lo lograron con facilidad llegando al descanso con 0-0, la situación controlada y perdonando el primer gol. El tanto llegaría finalmente a los 51 minutos por medio de Cristiano Ronaldo, otro que en Europa manda con contundencia. Comenzó a partir de ahí el ocaso definitivo para el conjunto de un Unai Emery, tocado y hundido al frente del PSG tras otra estrepitosa derrota. Un desquiciado Verratti dejó a los suyos con diez por doble amonestación y Cavani puso el 1-1 en una jugada de lo más afortunada. Fue menos que un espejismo, pues el Real Madrid siguió teniendo el control del partido y un tanto de Casemiro hizo justicia a lo ocurrido sobre el césped.