¿Y si Messi no volviera a jugar un Mundial?

La derrota de Argentina frente a Bolivia (2-0) ha disparado el temor a lo que a día de hoy es una posibilidad factible. La selección albiceleste se encuentra ahora mismo fuera de los puestos de acceso directo al Mundial de Rusia 2018 y sólo le restan cuatro partidos de la fase de clasificación. Por si fuera poco, todo apunta a que tendrá que afrontar los tres siguientes sin Leo Messi, sancionado por la FIFA tras “pronunciar palabras injuriosas contra un árbitro asistente” durante su enfrentamiento con Chile.

Una victoria en ocho partidos sin Messi

La situación es realmente comprometida para Argentina, que sin su estrella sólo ha sido capaz de obtener una victoria y un balance de siete puntos de 24 posibles. Al equipo de Edgardo Bauza le queda la esperanza de ver al menos reducida la sanción de Messi tras el recurso presentado por la AFA ante el Comité de Apelación de la FIFA.

A los albicelestes les espera un difícil partido a vida o muerte el próximo 31 de agosto, cuando visitarán a sus eternos rivales de Uruguay. Cerrarán el calendario VenezuelaPerú (casa) y Ecuador (fuera). A sus 29 años (30 que cumplirá en junio), es difícil saber que le deparará a Messi en 2022, cuando se celebraría el siguiente Mundial y él ya tendría 35. Por tanto, todas sus esperanzas de conseguir la añorada Copa del Mundo pasan actualmente por conseguir el billete para Rusia.