Griezmann Francia

Griezmann se queda en el Atlético

Tras meses de incertidumbre, el culebrón protagonizado por Antoine Griezmann tiene final feliz para el Atlético y dramático para el Barça. El francés ha anunciado su continuidad en el equipo rojiblanco a través de un pintoresco documental. El de Macon firma un nuevo contrato por el pasa a cobrar unos 23 millones de euros por temporada y tendrá una cláusula de 200 ‘kilos’, cifra que le convierte en uno de los jugadores mejor pagados del continente. En esta decisión también han pesado factores como la Europa League ganada con el equipo de Diego Pablo Simeone, el cual puede seguir en disposición de pelear por todo la temporada que viene.

En la semana previa a la final disputada en Marsella, llegó a darse por cerrado el fichaje del galo por el club azulgrana. Desde entonces, Griezmann incluso tuvo que soportar los pitos que le dedicó un sector de la grada del Wanda Metropolitano. Tras guardar absoluto silencio sobre una decisión que aseguró que tomaría antes del Mundial, la balanza se ha decantado del lado colchonero. Duro palo para un Barça que tenía en el francés la única opción de incorporar un crack a un coste asequible, al menos tal y como está el mercado. No encontrará por menos de 100 millones de euros un hombre de la talla del crack del Atlético.

¿Griezmann se queda?: “Ahora más que nunca, Atleti, todos juntos”

Tras conocerse que el Atlético finalmente no podrá inscribir nuevos fichajes hasta 2018, la posible salida de Antoine Griezmann cobró una dimensión más preocupante si cabe. Sin embargo, el francés quiso mandar un mensaje a los aficionados rojiblancos horas después del anuncio de la sentencia del TAS. ¿Se trata de la confirmación de que seguirá la próxima temporada?

Griezmann o muerte

Tras conocerse la resolución del TAS que impedirá al Atlético incorporar jugadores hasta el próximo invierno, la situación de Griezmann en el club cobra una nueva dimensión. Hasta entonces, la entidad rojiblanca se había movido en el mercado en vistas a una posible salida del ‘7’ al Manchester United. Si este caso finalmente se termina dando, el impacto que supondría su marcha sería prácticamente irreversible. En el club cruzan los dedos para que su ‘fichaje’ estrella de este verano sea la continuidad de su futbolista más diferencial.

Cabe recordar que fue el propio atacante galo quien soltó la primera bomba del verano el pasado 22 de mayo al reconocer en una entrevista al programa Quotidien que decidiría su futuro “en las próximas dos semanas”. “Sí, es posible que pueda jugar en el Manchester United la temporada que viene. En una escala del uno al diez estaría en un seis. Soy consciente de lo que estoy diciendo”, señaló. A estas declaraciones se suman las las realizadas el día siguiente en la presentación de su autobiografía: “Quiero ganar títulos, he llegado a un punto en el que el juego bonito y marcar goles no es suficiente. Eso se ha acabado. Ganar títulos, eso es lo que voy a buscar este verano en el momento de decidir mi futuro“.