El Atlético, con el gol como obsesión
Messi
Messi se hace eterno
5 abril, 2019
Peligro de desVARajuste
5 abril, 2019

El gol como obsesión

Diego Costa Atlético

La falta de pegada es el principal problema que ha padecido el Atlético durante la temporada. Costa y Morata deben explotar en la recta final del campeonato

Sin gol no hay gloria en el fútbol. Es evidente que el Atlético ha tenido una enorme carencia en este aspecto a lo largo de la campaña. Por muy sólido que sean los rojiblancos atrás, 45 goles en 30 partidos son unas cifras excesivamente pobres como para optar al título de Liga. Sin ir más lejos, son casi la mitad de los 73 anotados por el Barça, lo cual explica la insalvable brecha que ha existido entre culés y colchoneros durante el curso.

Los de Simeone deben salvar el tipo en las ocho jornadas que restan de competición y para ello será necesario despegar en este aspecto. Con Antoine Griezmann siendo un año más el único atacante que ha cumplido de cara a puerta con 12 tantos en el campeonato, todos los focos apuntan a Diego Costa y Álvaro Morata, los dos hombres llamados a complementar al francés en la tarea realizadora.

Decepcionante Costa

Especialmente duro ha sido el fiasco que ha supuesto el hispano-brasileño esta temporada, quien comenzó como un tiro siendo el mejor de la final de la Supercopa de Europa. Desde entonces apenas se han tenido noticias del de Lagarto, quien ha encadenado cinco lesiones distintas (operación en el pie incluída) que le han hecho perderse un total de 23 partidos entre todas las competiciones.

Con apenas dos dianas en los 15 encuentros ligueros que ha disputado, su bagaje no puede ser más definitorio. Uno de los goles curiosamente lo logró en el choque de la primera vuelta contra el Barça. Tras regresar el pasado ejercicio al Atlético a cambio de 66 millones de euros, la sensación que deja el punta es que ha estado muy lejos del jugador que deslumbró en su anterior etapa. Tanto que incluso se ha especulado con su salida una vez finalice la campaña, aunque Simeone ya ha dejado claro que sigue confiando en él.

Sin fútbol no hay gol

Caso distinto es el de Álvaro Morata, llegado en el mercado de invierno y quien apenas ha necesitado tiempo para marcar cuatro tantos con los que ya mejora a Correa, Kalinic y al propio Costa. Aunque su fichaje ha sido un estímulo en ataque, en cualquier caso ha sido insuficiente para que los del Cholo hayan podido lograr sus objetivos. Y es que cuesta entender los problemas que ha arrastrado el Atlético de cara a portería contando en sus filas con un tridente de primera categoría.

Si bien los delanteros no han dado el rendimiento que se esperaba, igual de cierto es que el conjunto rojiblanco ha tenido una falta de fútbol por la que ha sido incapaz de suministrar balones a los hombres de arriba. Sólo así se explica que el Atlético sea el undécimo equipo de LaLiga que más dispara con una media de 11,5 remates por encuentro, lejos de los 16,6 del Real Madrid o los 15 del Barça. Sin juego por parte del cuadro colchonero, Costa y Morata seguirán quedándose lejos de la tierra prometida del gol. Urge solucionar el problema de cara a un duelo como el que espera en el Camp Nou.