Tenemos que hablar de Benzema

Benzema Real Madrid

El delantero francés vuelve a estar en el punto de mira

La eterna discusión regresa al Real Madrid en cuanto vienen mal dadas. Parecía que Karim Benzema había logrado poner fin al viejo debate sobre su figura, el cual vuelve a estar sobre la mesa tras un flojo 2020. Su aportación anotadora está muy lejos de la que tuvo en los cuatro primeros meses de temporada, cuando llegó a promediar un gol cada 116 minutos hasta el partido de Liga frente al Valencia del pasado 15 de diciembre.

Tras aquel encuentro, sus números se han desplomado dejando un balance de 3 tantos en 15 partidos, con una media de una diana cada 397 minutos. Al margen de estas cifras, queda también la eterna sospecha en torno al francés en momentos decisivos como la eliminatoria contra el Manchester City. El de Lyon se quedó seco en el partido de ida en el Santiago Bernabéu, mientras que en el Clásico fue Vinícius quien tuvo que salvar los muebles. 

Sin confianza

No obstante, la gota que colmó el vaso fue su gran error en el Benito Villamarín, donde regaló un balón en campo propio a Cristian Tello que terminó suponiendo el gol de la derrota. En ese mismo encuentro, Benzema puso fin a una sequía de seis partidos consecutivos sin marcar al transformar un penalti que le cedió Sergio Ramos. “Lo importante es el estado anímico del grupo y lo personal siempre está al margen. Le cedí el penalti para que cogiese confianza”, señaló el capitán al respecto.

De estas palabras se desprende el momento complicado que está atravesando el ‘9’ madridista, consciente de que su rendimiento siempre es mirado con lupa. Si ya era así cuando jugaba junto a un referente goleador como Cristiano Ronaldo, la presión no ha hecho sino incrementarse al tener que asumir una mayor responsabilidad anotadora desde la salida del portugués. Por si fuera poco, al galo tampoco le ha acompañado ningún otro jugador en este aspecto, máximo realizador de la plantilla con 19 dianas entre todas las competiciones y cuyos perseguidores más cercanos son Ramos y Rodrygo con 7. 

Un Benzema demasiado solo

El de Lyon echa en falta un socio de primer nivel como podría haber sido un Hazard lastrado por las lesiones, mientras que tampoco hay otro delantero que ofrezca garantías para ser su relevo o acompañante en el centro del ataque. Con ese cometido se fichó a Jovic, que costó la friolera de 60 millones de euros más variables. Sin embargo, el serbio apenas suma dos goles en el global del curso y ha desaparecido de las últimas convocatorias de Zidane. También parece complicado que la solución a este problema vaya a ser Mariano, un jugador que no contaba para el entrenador francés hasta hace bien poco.

Sin alternativa alguna en la delantera, Benzema acumula una importante carga en sus piernas habiendo disputado 2.957 minutos durante la temporada, cifra que sólo superan Casemiro (3.120), Ramos (3.033) y Varane (3.000). Una circunstancia que recuerda a la del pasado ejercicio, cuando también tiró del carro anotador del equipo hasta y acusó el cansancio en el momento decisivo en marzo. Renovado por el club hasta 2022, tal y como su representante confirmó recientemente, el Real Madrid tiene la obligación de encontrarle una pareja contrastada para la próxima campaña.