El Real Madrid ya tiene ‘fichado’ a su próximo galáctico

El Real Madrid no pierde de vista la preparación de la plantilla de la próxima temporada. Tras dos veranos sin un fichaje de relumbrón (la llegada de James Rodríguez a cambio de 75 millones de euros fue el último), todo apunta a que el próximo será caliente en las oficinas del Santiago Bernabéu con la llegada de un crack de primer nivel. Ya son varios los nombres que se asocian al club blanco.

Paulo Dybala

La estrella de la Juventus no parece completamente satisfecho en el equipo italiano, donde hace escasos días protagonizó una polémica con el técnico Massimiliano Allegri al negarle el saludo tras ser sustituido en un partido contra el Sassuolo. Según publicó el tabloide británico The Sun, el Real Madrid estaría dispuesto a ofrecer 90 millones más la inclusión de Álvaro Morata en el traspaso del argentino.

Pierre Emerick Aubameyang

El atacante gabonés viene sonando como futurible madridista desde meses atrás. El pasado mes de julio llegó a declarar que “el único club que podría alejarle del Borussia Dortmund es el Real Madrid”, lo que se dice mucho más que un guiño. A sus 27 años, se espera que su salto a un club de primer rango sea inminente. Su valor de mercado está tasado en 65 millones de euros según Transfermarkt.

Eden Hazard

El crack belga ya se relacionó con el Real Madrid el pasado verano al ser considerado una de las principales debilidades de Zinedine Zidane. El futbolista del Chelsea ya expresó su deseo recíproco de trabajar con el técnico francés en en una entrevista concedida a La Nouvelle Gazette: “Me gustaría ser entrenado por Zidane. Cuando era pequeño le veía en la televisión y en Internet durante horas. Hablaba de Zidane, ‘comía’ Zidane…”.

Sergio Agüero

El delantero argentino suspira por vestir la camiseta del Real Madrid desde que marchase del Atlético en 2011. El pacto de no agresión entre ambos clubes evitó su llegada en aquella ocasión terminando en el Manchester City. La sorprendente decisión de Pep Guardiola de relegarle al banquillo en los últimos partidos –en detrimento de un Gabriel Jesús que está brillando– puede que le acerque más al Bernabéu.