El pasado más inesperado del hombre de moda

El jeque del PSG se ha convertido en el principal protagonista del mercado estival. Su gran obra maestra con sede en  París se ha construido a base de talonario. A sus 43 años, Al-Khelaifi está revolucionando el mundo del fútbol, pero antes ya lo hizo en el mundo del tenis. No como propietario de ningún futbolista, tampoco como entrenador, sino como jugador profesional. De hecho, éste llegó a representar a Qatar en la Copa Davis, además, fue el segundo jugador más exitoso de su equipo entre 1992 y 2002. Sin lugar a dudas, el jeque del PSG no deja de sorprendernos.