El aviso de Sergio Ramos ante la posible vuelta de Mourinho

Sergio Ramos Mourinho

El capitán se opone totalmente a la mano dura del portugués

El Real Madrid afronta en Estambul un encuentro que, además de ser decisivo de cara a su supervivencia en la Champions League, puede marcar el futuro del banquillo. En caso de derrota contra el Galatasaray, todo apunta a que Zinedine Zidane podría estar sentenciado. Con este panorama, vuelve a aparecer la figura de José Mourinho, una opción que causa pavor entre los jugadores que ya coincidieron con él en su anterior etapa. No es ningún secreto que uno de los que peor acabó con el portugués fue el actual capitán, Sergio Ramos.

El de Camas y el de Setúbal han intercambiado algún que otro dardo desde que sus caminos se separaron en 2013. En el caso del central, lo cierto es que está en contra de la llegada de cualquier técnico de mano duro. No lo ocultó el curso pasado cuando Antonio Conte sonó con fuerza como posible sustituto de Julen Lopetegui: “El respeto se gana, no se impone”, dijo por aquel entonces en referencia al italiano. Por tanto, no es difícil imaginar la opinión que pueda tener sobre un hipotético regreso de Mourinho.

Sergio Ramos defiende a Zidane

El argumento del sevillano para defender esta postura se basa en que el equipo ganó la Décima con un técnico mucho más dialogante como era Carlo Ancelotti, mientras que con Zinedine Zidane se conquistaron las tres Champions consecutivas. Es por ello que Sergio Ramos se mostró tajante al ser preguntado sobre un posible cese del entrenador francés en la rueda de prensa previa al choque en Turquía.

Zidane en un partido del Real Madrid

El vestuario está a muerte con Zizou pase lo que pase. Tenemos que dar una imagen de equipo unido alrededor del entrenador. Nos gustaría que no fuera así. El Real Madrid siempre vuelve. Los resultados llegarán. Si se dice que Zidane va a seguir hasta final de temporada, no habría especulaciones. Cansa que se hable tanto de los entrenadores. Todos saben lo que pasa. Sólo pensamos en ganar y no si Zizou sigue o no. Habrá tiempo, pero ojalá que no se vuelva a habar. Merece respeto por todo lo que ha hecho por el Real Madrid“, señaló.

El mensaje de la plantilla es rotundo ante la posibilidad de que las cosas se pongan peor en el banquillo. Otra cosa es lo que piensen en la directiva, donde consideran que ya han tenido demasiado paciencia con un grupo de futbolistas al que se lleva esperando desde hace más de un año. Por tanto, la mejor defensa de Zidane será la que puedan ejercer sus pupilos sobre el césped del estadio Ali Sami Yen.