¿Y si Costa acaba fichando por el Barcelona?

El hispano brasileño parece estar harto de una situación que lleva siendo límite desde el pasado mes de julio. El tira y afloja entre club y jugador fue el epílogo a la extraña relación entre Conte y Costa. El futbolista siempre ha mantenido su intención de querer volver al Atlético, pero el hándicap de la sanción de la FIFA ha propiciado que las negociaciones se estén demorando más de la cuenta. Con LaLiga ya empezada y un Mundial a la vuelta de la esquina, el delantero es de los pocos futbolistas que no se está entrenando con ningún club. Hasta el punto de que el internacional español ya ha declarado que si el Atlético no se da prisa sí podría aceptar otras propuestas.

Anotó 23 tantos en solo 20 partidos

Justamente, el Barcelona de Valverde busca solventar el mal inicio de temporada a base de fichajes. El Liverpool ha vuelto a rechazar una propuesta de 125 millones de euros por Coutinho, mientras que Dembelé está sancionado por el Borussia a espera de que le dejen salir de un club molesto por su comportamiento. En esta tesitura el nombre de Diego Costa, aunque sea solamente por inercia, aparece en la agenda de un Bartomeu desesperado que tiene más de 130 millones para gastar. El Barcelona necesita mucho gol y otra cosa no, pero eso sí es labor para el ex-jugador del Atlético.

¿Compatible con Suárez?

El delantero aún del Chelsea parece ilusionar mucho más a la parroquia blaugrana que Coutinho y Dembelé. Cierto es también que Costa y Suárez son delanteros que presentan innumerables similitudes, pero todo tiene solución. El uruguayo puede estar escorado en banda, al igual que el hispano-brasileño, que durante su periplo en Vallecas ya demostró tener velocidad para generar peligro como delantero reconvertido en extremo. Su olfato goleador le convierten en uno de los hombres más eficaces de Europa y a menos de 12 días para que finalice el mercado estival cualquier suposición puede convertirse en realidad, sino miren a Neymar que ya va con guardaespaldas por las calles de París.